Las propiedades sanadoras del MEJILLÓN.

17 marzo 2015 | Isabel Guezuraga Fuldain | Sin comentarios

Humilde es el mejillón, pero saludable en grado sumo para la salud. Hagámosle un hueco en “Maremágnum” (emitiendo todos los martes de 16.00 h. a 18.00 h.) y, por ende, en el blog del programa.

Los mejillones pueden consumirse a lo largo de todo el año, porque conservan casi inalterables sus beneficios cuando se consumen en forma de conserva. Si son fescos, la forma más habitual de consumirlos es abriéndolos al vapor en una cazuela… acompañándolos de una copa de albariño (por ejemplo).

Proporciona proteína de calidad y de muy fácil digestión, siendo un alimento nutritivo e hipocalórico a la vez. También es destacable su aporte en vitaminas del grupo B y en minerales  como el yodo y el magnesio, que permiten combatir estados de fatiga. Asimismo, su elevado aporte en hierro (muy bien asimilado en el intestino)  lo hacen muy adecuado para personas con anemia.

Dentro de los beneficios para la salud que nos aporta el mejillón, no podemos pasar por alto el de ser un alimento cardiosaludable: su elevado contenido en potasio ayuda a regular la hipertensión y la retención de líquidos y, por otra partre, sus escasas grasas son del tipo Omega 3, ayudando a controlar los niveles de colesterol en sangre.

Por último, posee un alto contenido en glucosaminas, que es el antiinflamatorio natural más potente, muy útil para las personas que padecen reuma, artitris y artrosis.

Ya véis: el mejillón es un alimento delicioso que proporciona notables berneficios para nuestra salud.

No Response a “Las propiedades sanadoras del MEJILLÓN.”

Deja tu comentario

Categorías